Las pastillas son una forma de administración de los medicamentos de vía oral, son unidades pequeñas que facilitan a las personas tener un tratamiento terapéutico que a lo largo de los años ha ganado popularidad en toda la industria farmacéutica; gracias a esto, se han incrementado las tecnologías que permiten incrementar sus funcionalidades, una de las principales innovaciones es el recubrimiento para tabletas, una capa protectora que permite brindarle un aspecto diferenciador en el mercado y aumentar su funcionalidad.

Existen diferentes tipos de recubrimientos farmacéuticos con funciones específicas, los hay en la línea estándar que se dedican únicamente a una protección ambiental y un cambio estético hasta los modelos más especializados que controlan la estabilidad del medicamento y facilitan la absorción tardía por el organismo, estas mejoras le permiten al comprimido trabajar mejor y potenciar su biodisponibilidad sin que esto altere la funcionalidad de los componentes activos ni su efecto terapéutico.

En el artículo de hoy repasamos algunos de los principales beneficios funcionales que traen los sistemas de revestimiento farmacéutico y las diversas maneras como son implementados en sus medicamentos.

Absorción óptima

Lo más importante de un medicamento es el grado de absorción que tiene en el interior del organismo, si el factor es demasiado alto va a impedir que el efecto terapéutico surja en los primeros minutos después de la ingesta, lo que abre la posibilidad de que los síntomas empeoren o que el público no acceda al comprimido debido a que generará una mala fama en su funcionamiento.

Desgraciadamente, por más esfuerzos que realicen los investigadores, existirán químicos cuyo nivel de absorción sea inmodificable e impida la optimización de esta medida; por eso, se deben implementar el recubrimiento para tabletas, pues facilita la liberación el medicamento en el momento y lugar oportuno para ser asimilado por el organismo en menos tiempo del que permite el núcleo activo.

Gramaje apropiado

En el interior del estómago se encuentran una serie de ácidos gástricos que se dedican a descomponer los elementos que ingresan con el fin de ser absorbidos por el cuerpo, cuando un fármaco entra en contacto con este líquido descompondrá parte de sus alimentos y los reducirá al infinito, reduciendo la dosis que es realmente administrada; esto conlleva a que los medicamentos pierdan gran parte de su valor terapéutico y sea muy complejo determinar la cantidad apropiada para un paciente.

Al aplicar una capa protectora, esta será la que se descomponga y permitirá que el núcleo activo llegue intacto al intestino, de modo que el gramaje sea exactamente el que recetó el doctor y no genere ningún tipo de inconveniente. Así mismo, esto genera que no deban repetirse las dosis de un medicamento tan seguido, y de esta manera ofrecer todos los beneficios terapéuticos en una única tableta, reduciendo la confusión y optimizando la acción de los componentes.

Reduce la irritación gastrointestinal

Ya mencionamos que el ácido del estómago descompone parte del medicamento si revestimiento, pero los problemas no cesan ahí, pues en esta reacción se genera una ebullición en el sistema digestivo que irrita las partes más sensibles del esófago e intestinos, provocando acidez y reflujo en los pacientes que deben tomarlo con demasiada frecuencia. Cuando el organismo actúa sobre la capa protectora, no se desencadena esta consecuencia y el consumo periódico se vuelve algo seguro para el consumidor.

Flexible

Estos revestimientos son extremadamente versátiles, sin importar los químicos de los que se componga el núcleo, la capa será aplicable, esto hace que, si en su farmacéutica manejan medicamentos para niños, adultos, ancianos o enfocados en diferentes enfermedades específicas, la solución del recubrimiento siempre sea la misma, lo que le reduce los costos de producción y optimiza el costo final a los consumidores.

Estabilidad

Gracias a que el recubrimiento para tabletas mantiene los componentes activos intactos hasta el momento de la absorción, es posible para los médicos y farmacéuticos predecir los resultados de manera fiable; lo que hace que el tratamiento se lleve eficazmente y no se pierda tiempo experimentando con fármacos de todo tipo mientras que la enfermedad continúa afectando la calidad de vida del paciente.

Liberación controlada

No todos los componentes del fármaco están destinado a cumplir la misma función en el mismo lugar específico, sino que algunos deben actuar en cierta zona o antes de que otro elemento entre en acción; por eso, al implementar un recubrimiento para tabletas es posible programar la liberación en diferentes etapas de su trayecto dentro del organismo; de esta forma, el tratamiento se vuelve más especializado y los resultados adquieren mayor grado de efectividad.

Estos son algunos de los beneficios funcionales del recubrimiento para tabletas si desea conocer más, sólo debe comunicarse con nosotros mediante el formulario que encuentra en nuestro sitio web o llamarnos a nuestras diferentes oficinas repartidas en México.